search
close

Te llamamos
GRATIS

La doctora Enriqueta Garijo explica en vídeo la ICSI y la FIV convencional

12 de enero de 2016
Es posible distinguir dos tipos de Fecundación in Vitro, la técnica estrella en reproducción asistida: la llamada FIV convencional y la Microinyecctación espermática (ICSI), según explica en vídeo la socia fundadora de las clínicas EasyFIV, Enriqueta Garijo, especialista en ginecología y obstetricia.


La inseminación artificial es una práctica habitual.

Es posible distinguir dos tipos de Fecundación In Vitro, la técnica estrella en reproducción asistida: la llamada FIV convencional y la Microinyecctación Espermática (ICSI), según explica la socia fundadora de las clínicas EasyFIV, Enriqueta Garijo, especialista en ginecología y obstetricia.

 

Los pacientes a los que se les propone este tratamiento presentan afectación severa de la calidad seminal, o bien la edad de la mujer es avanzadao tiene obstruidas las trompas de Falopio o por causas desconocidas deinfertilidad o esterilidad.

 

Tras la correspondiente estimulación ovárica para aumentar las posibilidades de conseguir el embarazo, se procede al controlecográfico y después se extraen los ovocitos mediante la punción folicular: una técnica que requiere anestesia, pero no intubación. El material genético masculino procede de una muestra de semen, de biopsia testicular o del banco dedonantes.

 

El embriólogo pone entonces en contacto los gametos femeninos con los masculinos. Las gran diferencia entre la FIV convencional y la ICSI se da en este momento: si se trata del primer tipo, el profesional junta los ovocitos maduros con los espermatozoides, pero la fecundación ocurrirá de manera espontánea; mientras que en la segunda opción, se interviene más activamente en el proceso de fecundación, introduciendo un espermatozoide seleccionado en el interior de cada ovocito.

 

El especialista observará los embriones y los catalogará en alta, mediana y baja calidad, según su potencial teórico de implantación y, por tanto, de llegar a hijo. Transcurridos entre dos y cinco días aproximadamente se introducen dentro del útero de la mujer –se transfieren- ya en estado de embrión, que se verá ayudado a implantarse gracias a la hormona progesterona. A los doce días aproximadamente y tras una prueba en sangre se conoce si la mujer está embarazada.

 

Para profundizar en esta técnica dereproducción asistida podéis ver este vídeo donde la doctora Enriqueta Garijo explica todo el proceso:


 

¡Comparte en tus redes sociales!  
Información relativa a las cookies
Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si usted sigue navegando por nuestra página web entendemos que acepta implicitamente nuestra política de cookies.
close